El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), aseguró que no habrá una “limpia” en la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) hasta que se demuestren las acusaciones de nexos con el narcotráfico por parte del general Salvador Cienfuegos ex secretario de la Sedena.

Sin embargo, aseguró que en caso que se demuestre que hay funcionarios relacionados con estos señalamientos, serán retirados y sometidos a juicio, pues reiteró que no se protegerá a nadie.

El titular del Ejecutivo federal señaló que su gobierno no investigó al general Salvador Cienfuegos, extitular de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), porque no había información y ninguna denuncia en contra, y en cambio señaló que la DEA si conocía de los presuntos nexos del general con el narcotráfico, porque “precisamente trabajaban juntos”.

“No teníamos, en el caso del general Cienfuegos no había denuncia, no había ninguna denuncia. Nosotros no encubrimos a nadie, nosotros no le damos impunidad a nadie. Yo me debo al pueblo, mi amo es el pueblo de México y no le voy a fallar al pueblo”, afirmó el mandatario.

Deja un comentario